Cómo evitar las lesiones en el running

0
Cómo evitar lesiones al correr

Por mucho que nos cuidemos a la hora de salir a correr nadie está a salvo de padecer molestias. Para que no aparezcan con frecuencia debes saber cómo evitar las lesiones en el running. En ocasiones se deben a un entrenamiento excesivo, a unos malos hábitos o incluso a la falta de estiramientos.

En primer lugar, cada uno debe conocer sus límites. Nunca hay que realizar más kilómetros de los debidos en el running. Si buscas progresar en tus marcas hay que hacerlo con paciencia, yendo de menos a más en las sesiones preparatorias.

Cuando notes algún tipo de molestia o pequeña lesión siempre es mejor que escuches a tu cuerpo y que detengas los entrenamientos hasta que el dolor haya remitido. Muchas lesiones en el running se producen por el exceso de kilómetros o por forzar más de la cuenta cuando nuestro estado físico no es el más correcto. Cuando empiecen a aparecer los primeros síntomas de dolor hay que optar por poner hielo a la zona afectada, comprensión y descanso.



Muchas de las lesiones del running se producen también por el abuso de las carreras y de los entrenamientos de calidad. En el caso de que optes por competir todas las semanas no será preciso que hagas sesiones de calidad, ya que será suficiente con realizar rodajes y un poco de velocidad.

Cómo evitar las lesiones antes de salir a correr

Evitar las lesiones antes de salir a correr

Para cualquier runner es conveniente que también haga trabajo de fuerza en el gimnasio. El cuerpo debe ejercitarse con pesas, abdominales, flexiones, lumbares y otros ejercicios. Junto con esto, antes de salir a correr también hay que hacer unos calentamientos previos para activar el cuerpo. Este calentamiento consistirá en unos estiramientos, -sobre todo del tronco inferior-, y en una adaptación progresiva a la carrera mediante el trote.

Otra aspecto que deberás valorar a la hora de evitar las lesiones en el running es que no puedes correr con cualquier zapatilla para correr. En función de tu tipo de pisada, peso, kilómetros que vayas a realizar a la semana y la superficie sobre la que corras te decantarás por una zapatilla de running u otra.

Cómo evitar las lesiones después de salir a correr

Cuando acabes los respectivos entrenamientos o carreras también debes tener en cuenta algunos consejos para evitar las lesiones después de correr. Al acabar tu salida de running no puedes frenar en seco porque puede suponer lesiones musculares como roturas, pinchazos, calambres...

Para evitar las lesiones al acabar de practicar running debes frenar tu carrera progresivamente y realizar los estiramientos pertinentes. A los estiramientos es aconsejable dedicarles unos 15 minutos, haciendo especial énfasis en los muslos y gemelos.